Samsung deja la idea de como plataforma de smartphones


Samsung Z

Samsung Electronics ha decidido realizar cambios y ajustes en cuanto a su filosofía en el mercado móvil. La compañía ha anunciado que 500 de sus ingenieros de software serán transferidos de la unidad móvil a otras divisiones. Esto significa que van a reducir su apoyo a Tizen. Una mala noticia para quienes estaban esperando que Tizen fuera rival de Android en el futuro.

Adiós a un sueño

Las divisiones que se van a beneficiar de este cambio de empleados son las dedicadas a la electrónica, la televisión, las impresoras e incluso las redes. Samsung se lleva a los trabajadores a otras divisiones de manera irremediable para, según la empresa, “reforzar la presencia de la compañía a nivel de software en todos los ámbitos”. A nosotros nos parece un cambio drástico en sus planes. Samsung asegura que todo tiene una finalidad mayor, aprovechar sinergias con la plataforma Tizen y llevar el sistema a muchos más lugares. Pero nosotros lo vemos como un desmarque del plan original.

Porque al llevarse sus empleados de la división móvil a otras de la empresa, lo que está haciendo Samsung es diferir el apoyo a Tizen de su presencia en dispositivos móviles a otros productos. Y eso no puede ser bueno para una plataforma que amenazaba con hacerle la competencia a Android.

Las cifras de ingenieros dedicados al software en Samsung siempre han sido muy sólidas. En el año 2013 eran quienes más empleados tenían en esta división, con 40,506 trabajadores. En la actualidad no sabemos hasta dónde llegará la cifra o si se habrá reducido para equipararse a la que tenían en 2011, cuando solo había 27,889 empleados en software.

Cambios inesperados

Si Samsung hubiera decidido llevarse Tizen a otro tipo de dispositivos en otro momento, cuando ya se hubiera instaurado en el mercado móvil, todo sería distinto. Es algo que Android también ha hecho y que resulta ley de vida. Pero al trasladar Samsung la plataforma antes de tiempo implica que sus intenciones cara al sector de los smartphones no son tan ambiciosas. Es más, parece que quieran comenzar a difuminar su existencia a fin de que entendamos que Tizen nunca se convertirá en un sustituto de Android. Y si lo hace será dentro de mucho, mucho tiempo, cuando el nombre de la plataforma ya esté instaurado en otro tipo de tecnología.

Tizen

¿Qué podemos pensar de esto? Que es una pena, no hay duda. Samsung había empezado a mostrar señales de una notable evolución y todo apuntaba a que podrían haber destacado mucho en el sector. Ahora mismo están en la mejor posición para independizarse de Google y Android. Son la marca líder en el lanzamiento de móviles con este sistema operativo y han llegado a convertirse en un nombre del que Android depende de forma significativa. Si Android perdiera a Samsung, el ecosistema de esta plataforma se vería muy afectado por ello. Y de igual manera, si Samsung lanzara un sustitutivo de Android, tendría una gran legión de seguidores fieles que aportarían un interés elevado hacia estos dispositivos.

Samsung tenía pensado hacer una apuesta de riesgo como supone independizarse, pero parece que si todo sigue de la misma manera nunca sabremos qué podría haber salido de ahí. Hoy por hoy escuchamos el alivio que se respira en las oficinas de Google, porque al haber evitado la supuesta marcha de Samsung han garantizado que Android seguirá adelante de forma muy segura. No obstante, para quienes están buscando que el testigo de liderazgo de Android pase a otra plataforma, es una noticia que sin duda no será bien recibida. Tendremos que esperar a otro momento y quizás a otro fabricante.

Vía: The Wall Street Journal


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *